Un pie y después el otro.

Un pie y después el otro.

Un pie y después el otro.

[Castellano]

Un pie y después el otro. El invierno caía pesadamente sobre nuestras cabezas. Fumaba un cigarrillo mientras pensaba en cómo había ido el día. Paso a paso.

Ya era bastante mayor como para saber que si la gente se asomaba a los balcones desnuda, uno tenía que apartarse lo antes posible. Todo el mundo sabe que es señal de que la luna puede caer en cualquier momento. Pero ese día cometí una imprudencia cuando vi su cuerpo desnudo, en medio de la neblina invernal, sonriendo con la mirada y con sus ojos fijos en mí. No pude apartarme de mi camino. Pero entonces la luna se cayó y tuve que cruzar hacia la otra acera. Cuando el polvo hubo desaparecido abrí los ojos, pero tras intentar rehacer mi camino ella ya no estaba. Y la luna parecía que me sonreía desde el cielo, como si la situación se le antojara cómica.

Nunca olvidé ese balcón ni aquella visión celestial. Y, evidentemente, las consecuencias de todo eso me pasaron factura. Pero eso mejor lo dejo para otro día.

 

Carles Rubio Arias.

 

[Català]

Un peu i després l’altre. L’hivern queia pesadament sobre els nostres caps. Fumava un cigarret mentre pensava en com havia anat el dia. Pas a pas.

Ja era prou gran com per saber que si la gent sortia als balcons despullada, un havia d’apartar-se l’abans possible. Tothom sap que és senyal de que la lluna pot caure en qualsevol moment. Però aquell dia vaig cometre una imprudència quan vaig veure el seu cos nuu, enmig de la boirina invernal, somrient amb la mirada i amb els ulls fixats en mi. No vaig poder apartar-me del meu camí. Però llavors la lluna va caure i vaig haver de canviar-me de vorera. Quan la pols va desaparèixer vaig obrir els ulls, però després d’intentar retornar al meu camí, ella ja no hi era. I la lluna semblava que em somreia des del cel, com si la situació fos còmica per ella.

Mai vaig oblidar aquell balcó ni la visió celestial. I, evidentment, les conseqüències de tot això em van passar factura. Però potser millor deixar-ho per un altre dia.

 

Carles Rubio Arias.

Publicado en Prosa y Poesía | Etiquetado , , , , , , | 1 comentario

Walter Riso, Fin de un amor

“Cuando te enamoras de una persona que no te conviene –dice Riso– la esperanza no es lo último, sino lo primero que debes perder. Para perderla, empieza por mortificar tu ego: admite tu fracaso. Sólo después podrás elaborar el duelo con ayuda de buenos amigos mentirosos que te digan lo estupendo que eres (evita a los malos, que te dirán lo maravillosa que era tu pareja). Aprende a perder, humilla a tu ego, liquida la esperanza, escucha a los buenos mentirosos, elabora tu duelo… Todo ese proceso te irá sacando del hoyo. Pero el empujón definitivo no te lo dará el terapeuta, sino el hartazgo. Cuando te canses de ser un idiota, descubrirás que el principio de todo amor es tenerse a uno mismo.”

Navegando por la red, he encontrado esta contraportada del periódico «La Vanguardia» en el que el terapeuta de pareja Walter Riso, autor de «Manual para no morir de amor» racionaliza lo que a día de hoy llamamos pareja. Me ha parecido punzante, pero posible. Algo frío quizás, pero debemos tener en cuenta que estamos hablando de alguien que a diario ve roturas y problemas de pareja. Me pareció lo suficientemente curioso como para compartirlo con vosotros.

Artículo original: «Puedes ser infiel a tu pareja sin dejar de serle leal»
Autor: Lluís Minguet.

Si de verdad le interesa saber cómo está su relación de pareja…

Antes saber que lamentar.

Pues coja un papelito y váyase a un banco del parque y escriba arriba bien grande el nombre de su pareja…

Hecho.

Y ahora hágase la pregunta: ¿por qué no debería quererle?

Si vuelve a casa con el papelito en blanco, es que le queda pareja para rato, pero si la lista de razones crece y crece: “No debería quererle: porque no me escucha, porque ronca, porque sale sin mí, porque llega tarde…”

¿Por qué no hacer una lista de sus cosas buenas en vez de sus defectos?

Porque la complicidad no se manifiesta en el gusto, sino en la ausencia de disgusto.

¿Te enamoras de sus defectos?

Es que esa lista no es de defectos objetivos, que tal vez a usted incluso le gusten, sino de las cosas que a usted le disgustan, que no es lo mismo. Porque ahora estamos hablando de pareja y no de enamoramiento súbito…

¿No es lo mismo?

Son opuestos. En el enamoramiento, los contrarios se atraen, pero esa atracción dura poco y sólo se transforma en el cimiento de una pareja estable si evoluciona hacia la complicidad, la afinidad y, al cabo, el respeto que la mantendrá unida durante años. Y para lograr eso es más necesaria la ausencia de disgusto que el propio gusto.

¿Más complicidad que pasión?

¿Verdad que decimos “me he enamorado”, pero no “me he amistado”?

¿…?

Pues el combustible de una pareja duradera es el “me he amistado” y no el “me he enamorado”. Es la paulatina construcción racional de afinidades y no el abandono al arrebato: más que coincidir de repente en que nos gustan las mismas cosas, es ir dándonos cuenta de que nos disgusta lo mismo.

¿Cúan paulatina es esa construcción?

Si algún día llegamos a ella, no será gracias a un gran acierto repentino, sino merced a una sucesión de fracasos aleccionadores.

Como se llega a casi todo en la vida.

Todos construimos nuestra convivencia en pareja a fuerza de fracasos racionalizados. Para que una relación dure, hay que racionalizar el amor sin dejarse llevar por él como si fuera una canción del verano cursi.

A veces es divertido bailar chorradas.

Pero no espere llegar a la pareja de su vida gracias al arrebato de una noche. Son cosas distintas, aunque persista la cultura estúpida de idealizar el amor contrariado que nos mata y nos resucita. Esa sandez sirve para vender canciones y perfumes, pero no para encontrar pareja estable y satisfactoria.

Tomemos nota.

No digo que nuestro ego no necesite de vez en cuando la conquista –tanto o más que el goce del coito–, pero en el poscoito tendrán ustedes que poder hablar de algo… Y para no aburrirse entonces necesitarán algo de complicidad… ¿No?

¿Cree que aprendemos? ¿De verdad?

A medida que buscas pareja –y a menudo la biología nos convierte en incapaces de no buscarla– y las relaciones van acabando, vuelves a buscar otras. Y, poco a poco, ya no te guías tanto por la entrepierna ni tampoco por el corazón, sino que usas más la razón.

Cupido le oiga, que es primavera.

Llegamos a la madurez amorosa a partir del fracaso y, en el proceso, más que buscar lo que quieres, tratas de evitar lo que no quieres. Así, vas haciendo una lista más o menos consciente de incompatibilidades, y evitarlas es decisión de la razón y la voluntad.

Por ejemplo.

Te apasionan los carácteres fuertes, pero ya has aprendido tras los 700 golpes que no te convienen, así que aprendes a evitarlos… O más sencillo: ¿te gusta cocinar? Bien. ¿Pero también te gusta comer? ¿No? Pues, fuera: yo no como a gusto si no es en compañía.

¿Y si son demasiadas las compañías?

Pacten el demasiadas. Entre dos personas maduras se puede ser infiel, pero leal.

¿Cómo?

Se puede ser infiel al cuerpo de la pareja, pero leal al pacto que tienes con ella.

Suena cómodo, pero ¿seguro?

La lealtad es ser fiel a ese pacto con tu pareja y no tanto a su cuerpo. Si ustedes acuerdan que cada uno sale los sábados y hace lo que quiera, pues bien: ese es su pacto. Sólo lo romperá y será desleal si repite otro día…

¿Se trata de contárselo todo?

Yo no lo haría. De hecho, en mis terapias abogo por que cada miembro de la pareja tenga su propio espacio de intimidad y que cada uno respete el del otro. Lealmente.

¿Sinceridad no es contarlo todo?

Eso es un horror. Nada me daría más miedo que la sinceridad total, que sería poder meterme en la mente de la persona querida. Lo sugiere Kubrick en Eyes wide shut, una película que a mí me pareció terrorífica.

¿Cada parejita tiene su librito?

A veces en la consulta soporto a parejas insultándose y, cuando les sugiero que se separen, me miran ofendidos y se cogen las manos y me contestan: “¡Pero nos amamos!”

Y les digo: “Pues ¡qué lástima!, porque serían ustedes mucho menos desgraciados cada uno por su lado”. Vienen señoras llorando y les pregunto cómo las dejó su pareja, y es una película de terror con monstruo. Pero me la cuentan llorando cuando deberían contarla riendo por su liberación. La terapia es esa: lograr que se rían.

Publicado en Actualidad | Etiquetado , , , , , , , | 1 comentario

#NOLESVOTES

Este domingo 22 de mayo estamos convocados a ejercer nuestro derecho a voto. Pues bien, desde este pequeño rincón me adhiero a la plataforma #Nolesvotes, que contrariamente a lo que puedan pensar muchos no se trata de no ir a votar sino de intentar encontrar un partido distinto a PP, PSOE o CiU que se acerque a más a lo que uno quiera.

Arriba os he colocado mi propuesta, a partir de ahí, antes de este domingo indignáos, reflexionad y sobretodo votad.

  1. OBJETIVO DE #NOLESVOTES. Las personas que apoyamos a la iniciativa #nolesvotes desde sus inicios, a la vista de la catarata de tergiversaciones vertidas por políticos y medios de comunicación, queremos recordar y subrayar que la iniciativa en ningún modo promueve la abstención, y que surgió para hacer una llamada al ejercicio del voto responsable el próximo 22-M. La iniciativa pide específicamente que no se vote a los partidos que responden a intereses distintos a los de la ciudadanía: PP, PSOE y CiU, pero recomienda que en su lugar se examinen otras opciones. La iniciativa no pide el voto para ninguna opción concreta: el voto es responsabilidad de cada ciudadano.
  2. HAZ DE TU PÁGINA UN CARTEL ELECTORAL. Las calles están llenas de carteles electorales, pero muchas personas no se ven representadas en ellos: la intermediación hizo que la política sea cada vez más lejana al ciudadano. Para subsanar tal déficit democrático, proponemos que todo ciudadano que así lo desee pueda convertir su blog, su web, su muro o su twitter en un “cartel electoral” del movimiento. Si quieres respaldar esta iniciativa, convierte tu sitio en Internet en un cartel electoral antes de las 24 horas del próximo día 20 de mayo, con el logotipo de #nolesvotes o de las plataformas con las que simpatices, y el texto “ni PP, ni PSOE, ni CiU”.
  3. COLABORACIÓN DISTRIBUIDA. Te invitamos a copiar este texto y construir páginas de enlaces que referencien todos los sitios que dan apoyo a la iniciativa. De igual modo, invitamos a los demás colectivos que comparten nuestra propuesta a que lleven a cabo acciones similares. La fuerza de la red reside en la distribución y colaboración entre sus nodos.
  4. TÚ ERES EL ALTAVOZ. Tan importante es la red como la calle: no te limites a actuar en internet. Levántate y explícaselo a todos tus conocidos, especialmente a aquellos más vulnerables a la propaganda en los medios de comunicación masivos.
  5. ACCIÓN. No te quedes en casa el domingo 22. Sal a la calle y ejerce tu derecho al voto. No votes a quienes, actuando abiertamente en contra de la voluntad e intereses de los ciudadanos, han convertido la democracia en una burla de sí misma. Por la participación democrática activa: ni PP, ni PSOE, ni CiU.

Nos os olvidéis de visitar http://www.nolesvotes.com para más información. También podéis ver sus grupos de facebook y de twitter.

Happy voting!

Carles.

Publicado en Actualidad | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , | 1 comentario

Felicitats Pepe! // Felicidades Pepe!

[Català]

PepeCarai! Avui ja fas 60 anys! Encara me’n faig creus de que el temps passi tan ràpid.

Demà farem una gran festa per celebrar-ho amb els amiguetes i suposo que, com cada any, el diumenge celebrarem el teu cumple i el meu plegats amb la família. Bé, segurament no com cada any, ja que no podràs venir, però se que d’alguna manera o altre te les arreglaràs per ser-hi.

Per molt que no vulguis, una petita part de nosaltres farà que no et perdis ni un sol moment de les nostres vides. Però no et facis gaires il·lusions d’afany de protagonista que ara ens toca a nosaltres.

I suposo que, pel teu bé i pel nostre, poc a poc t’anirem deixant més tranquil, però de moment no et salves. Com dius tu sempre, si no t’està bé ves que et moqui la iaia.

Felicitats Pepito, el Cuidador, en Gual, el Llepat, aquell que ens ha fet la vida, durant molts anys, un lloc millor per viure-hi.

T’estima,

Carles Rubio Arias.

[Castellano]

Pepe¡Caray! ¡Hoy ya haces 60 años! Todavía no me creo que el tiempo pase tan deprisa.

Mañana haremos una gran fiesta para celebrarlo con los amigos y supongo que, como cada año, el domingo celebraremos tu cumple y el mío juntos con la familia. Bueno, seguramente no como cada año, ya que no podrás venir, pero sé que de una forma u otra te las apañarás para estar.

Por mucho que no quieras, una pequeña parte de nosotros hará que no te pierdas ni un solo momento de nuestras vidas. Pero no te hagas muchas ilusiones de afán de protagonismo que ahora nos toca a nosotros.

Y supongo que, por tu bien y por el nuestro, poco a poco te iremos dejando más tranquilo, pero de momento no te salvas. Como dices siempre, si no t’està bé ves que et moqui la iaia (en pocas palabras, ajo y agua).

Felicidades Pepito, el Cuidador, Gual, el Llepat, aquel que nos ha hecho la vida, durante muchos años, un lugar mejor para vivir.

Te quiere,

Carles Rubio Arias.

Publicado en Personal | Etiquetado , , , , , , , | 2 comentarios

Deja vú

Pepe

Pepe

Hace un mes que hace dos años y cuatro meses que mi estómago se encogió. Y hace dos años y cuatro meses que pasé por lo mismo que estoy pasando ahora. Y no pierdo esa sensación de deja vú. Y es que esa sensación de pérdida que uno lleva la sigue teniendo siempre, aunque pase una y otra vez. Y además, aunque pase el tiempo, también está presente periódicamente. Tanto una cosa como la otra. Se repite la historia.

Me he quedado con ganas de hacer tantas cosas que no podré hacer jamás… Pero los días pasan aunque sea increíble. Aunque mires fotos y le veas delante tuyo con una sonrisa de medio lado. Los días pasan, sigues mirando las últimas fotografías y lo imaginas tan vivo como cualquiera. Moviéndose, riéndose y lanzando ese pito doble en una partida de dominó.

Hace ya un mes.

Y tengo la sensación que también hace dos años y cuatro meses.

Pero sólo hace un mes y su mirada en las fotografías sigue persiguiéndome. Me quedo con ese recuerdo. Me gusta. Pero sea como sea, sé que esté donde esté estará sonriendo, esperando cualquier ocasión para reírse.

Y cómo no… Sé que estará bien acompañado.

Carles.

Publicado en Personal | Etiquetado , , , , , | 1 comentario

Deseo

 

Deseo

Deseo

 

Sueños,
simples y oscuros,
pero sueños llanos.

Perfume de la vida,
de una vida perdida
que no encuentro.

O que encontré
y ahora sueño,
porque la perdí.

Y ahora sueño,
de mí, de ti y de todas,
de todas las cosas que soñé.

De lo que soñé y perdí,
y no recuerdo,
ni se si lo deseo.

2010 Carles Rubio Arias

Publicado en Prosa y Poesía | Etiquetado , , , , , | 1 comentario

Idiotas

 

Idiotas

Idiotas

Ahogados,
en oxígeno enemigo,
sudados,
de sangre ya olvidada.

Y aun así, locos idiotas,
seguiréis creyendo
que cuando hayáis vencido,
realmente habréis ganado.

Marzo 2011 Carles Rubio Arias

Publicado en Prosa y Poesía | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

Remordimientos

 

Remordimientos

Remordimientos

…y cuando los caídos se levanten,
empachados de soberbia,
andando con la cabeza gacha
y el sentimiento perdido,
incapaces de fijar la mirada
y de seguir adelante,
su sonrisa desaparecerá.

Y cuando se sequen las lágrimas,
lo harán con ideas transparentes,
y sus marcas de derrota,
no desaparecerán jamás.

Porque no existe venganza sana
ni raíz retorcida,
de árbol o de planta,
que alegue justicia inmediata.

Pues nosotros no somos ni seremos
jueces o ejecutores,
y quienes crean serlo,
son aquellos que caerán,
y que si por fortuna algún día se levantan,
seguirán incapaces de seguir adelante,
y mantener una sonrisa en la mirada.

21/04/2011 Carles Rubio Arias.

Publicado en Prosa y Poesía | Etiquetado , , , , , | 1 comentario

Velatorio Josep Lluís Badosa

Para todos aquellos que quieran acercarse, pongo los datos a continuación:

Velatorio: Sala número 2, día 5 de abril a partir de las 16:30.

Ceremonia: 6 de abril a las 15:00.
Así como hace dos años elegí a Humet para despedirnos, esta vez Serrat con su Mediterráneo será el que lo despedirá:

Y a mí enterradme sin duelo
entre la playa y el cielo…
En la ladera de un monte,
más alto que el horizonte.
Quiero tener buena vista.

Mi cuerpo será camino,
le daré verde a los pinos
y amarillo a la genista…

Cerca del mar. Porque yo
nací en el Mediterráneo…

Gracias a todos,

Carles.

Publicado en Personal | Etiquetado , | 1 comentario

Hasta pronto, Pepe

Parece que la ironía de la vida me lleva por recodos que no sabía que existían. Ayer hice una canción para despedirme de mi segundo padre, el que he tenido de «repuesto» desde que tenía seis años, mi padrastro. Esperaba que me diera tiempo a cantarla antes de que se fuera, pero Fortuna ha querido que se fuera cerca de la hora que puse en la canción. A las 4:30 empezó y antes de las 4:40 terminó.

No tengo escritos, ni poemas, ni siquiera tengo ideas. Evidentemente, aunque fuera una larga enfermedad y la consciencia nos va avisando con tiempo para que estemos preparados, siempre duele. Y parece que cuando se te va un padre, puedes cogerle el tranquillo al tema. Pero no hay facilidades, no hay tranquillos ni te acostumbras jamás a esto. Cuando se va un padre, jamás es fácil. Cuando se va el segundo, aunque pensaba que sería más fácil, tampoco.

Se ha ido en casa, tranquilo, descansando, tras varios días sedado, no ha sufrido nada y el tránsito ha sido prácticamente como cuando uno cierra los ojos después de un largo día de trabajo. Y además no estaba sólo, estaba con nosotros.

Y aquí os dejo la canción, seguramente con palabras más animadas de las que escribiría ahora. Cuando pueda la acabaré como se merece:

Las horas corren en el reloj,
tu cada vez más dormido,
no quiero verte triste,
ni tampoco perdido,
quiero verte sonriendo
y encendiendo un cigarrillo.

Pero la vida pasa,
los minutos avanzan,
y ya me han avisado que te vas
a otro ladito.

Parece que descansas,
y los segundos pasan,
el minutero ya parece
ir más despacio.

Quizá sea hora amigo,
de descansar tranquilo,
tu vida ya has vivido,
y yo, por suerte, la he compartido.

Te lo agradezco amigo,
fui muy feliz contigo,
espero verte bien
cuando me llamen a ese otro ladito,
Las cuatro y treinta y siete
y tu ya te has ido.

Ya no me queda tiempo,
no sé que más decirte,
sabes que te necesito,
como el pájaro a su nido,
tendré que conformarme,
con un simple y sencillo,
«hasta pronto, amigo».

04/04/2011 Carles Rubio Arias

Adéu Josep Lluís Badosa Gaju i gràcies.

Publicado en Personal | Etiquetado , , , , , , | 6 comentarios